Adam Gase ya estuvo con Miami.

Adam Gase no duró mucho tiempo como desempleado. El ex entrenador en jefe de los Miami Dolphins, cesado al terminar la temporada, será el nuevo entrenador en jefe de los New York Jets. El equipo despidió a Todd Bowles el 31 de diciembre tras una marca total de 24-40 y sin apariciones en playoffs.

Gase llega a su nuevo equipo como el primero con experiencia previa en NFL al tomar el cargo desde Bill Parcells en 1997. Además fue escogido sobre Mike McCarthy, Jim Caldwell, Eric Bieniemy, Kris Richard, Todd Monken y Kliff Kingsbury. Se espera que sea el mismo Gase quien se encargue de mandar las jugadas ofensivas. Uno de los requisitos que buscaban los Jets para su nuevo entrenador en jefe es que fuera enfocado en la ofensiva, como es en este caso.

Te va a interesar.

Adam se fue de Miami con marca de 23-25, pero con una aparición en playoffs. Una de las grandes razones para su partida de los Dolphins fue que terminó peleándose con Stephen Ross, dueño de Miami e incluso habrían llegado a los gritos. El tema fue que Ross quería control sobre el roster del equipo y Gase se negó a cederlo. En los Jets quedó claro que el control lo tendrá Johnson y tanto el entrenador en jefe como el gerente general, Mike Maccagnan le responderán directo al dueño.

Adam Schefter reportó que Christopher Johnson, dueño del equipo, recibió la llamada de Peyton Manning, abogando por Gase, con quien coincidió en Denver. Otro factor que dio confianza en el ex de los Dolphins fue que tuvo una videoconferencia con Sam Darnold, quarterback del equipo. El pasador, que está proyectado para ser una estrella, le dio su voto de confianza a Gase y eso terminó por convencer a Johnson y Mccagnan. Ahora la misión será volver a los playoffs, cosa que no logran desde 2010.