• Monarcas arruinó la búsqueda de redención por parte de Rayados.

Con el arranque del Clausura 2018, los Rayados de Monterrey abrieron las puertas de su casa, el Estadio BBVA Bancomer, para recibir a los Monarcas Morelia, rival al que enfrentaron en las semifinales de la pasada Liguilla. Al final, terminaron por empatar el partido en los últimos minutos complementarios (1-1).

El partido inició con un Monterrey que buscaba arduamente tomar la ventaja y rematar en la portería contraria, pero se encontraron un cerrajón defensivo, que les complicó los planes.

Los visitantes lucieron más agresivos; lograron tener mayor posesión del balón y en el minuto 10, cayó el primer gol para el Morelia, pero fue eliminado por un fuera de lugar del Carlos Guzmán.

A pesar del buen ataque michoacano, los ‘albiazules’ lograban ejecutar mejor sus jugadas y en el 24′, llegó el tanto que les daría la ventaja.

Tras el primer tanto, Morelia parecía perder el ritmo, pero en la recta final del primer medio, Loeschbor sacó un remate de cabeza y Monarcas se perdió el empate, yendo al medio tiempo 1-0.

El segundo medio mostró a unos regios más enfocados y con urgencia de ampliar la diferencia, que lograba abrir huecos de la defensa visitante, pero no consiguieron concretar.

Sin embargo, Monarcas no se dejó vencer y al 88′, hubo una jugada de peligro con un centro desde la banda izquierda; el disparo de pierna derecha de Valdés se fue alto y hacia la izquierda de la portería, volviendo a perder otra gran oportunidad.

El árbitro agregó 6 minutos más al encuentro, que parecían insuficientes para los visitantes, pero en el 90+5′, ‘Nico’ Sánchez les daría un regalito de reyes a los visitantes, cometiendo una falta dentro del área sobre Sansores y se marcó penal.

Mario Osuna cobró la falta, para culminar el partido con un empate 1-1, quitándole las sonrisas a los aficionados locales.

Comentarios