• Uno de los mejores WR de la NCAA tendrá que decir adiós a la NFL por el ejercito.

Debido a la tensión mundial principalmente entre Estados Unidos y Corea del Norte, el Pentágono rescindió su política del 2016, el cual permitía a sus atletas militares ser profesionales tras su graduación, por lo que el líder de yardas por aire de toda la NCAA, Jalen Robinette, de Air Force tendrá que cumplir dos años de servicio antes de poder acceder a la NFL. 

“Nuestras academias militares existen para desarrollar futuros oficiales que mejoran la preparación de nuestros futuros militares. Los graduados disfrutan del extraordinario beneficio de una educación de academia militar pagada por los contribuyentes. Por lo tanto, después de su graduación, los oficiales cumplirán como oficiales militares por el compromiso mínimo de dos años”, indicó la portavoz del Pentágono, Dana W. White.

Jugadores como Roger Staubach, Chad Hennings y David Robinson cumplieron su servició antes de volverse jugadores profesionales. 

Robinette, fue el único prospecto del draft procedente de las academias militares este año.

Comentarios