• Ángel María Villar estuvo envuelto en varios escándalos durante su mandato

Las polémicas continúan para Ángel María Villar, quien a pesar de cumplir un año de suspensión, fue relegado de su puesto como presidente de la Federación Española de Futbol, debido a que ejerció el cargo de Presidente de la Comisión Gestora, durante un proceso de elecciones, acción donde Villar buscaba ganar la reelección. La orden la otorgó el Tribunal de Administración del Deporte (TAD).

La destitución se llevó a cabo cuando el ahora ex presidente, daba su primera conferencia de prensa en casi 20 años de mandato. En ella explicó las razones de su despido y las consecuencias que tendrá. Añadió que irá ante los tribunales a apelar su situación; puede tener un juicio a favor siempre y cuando la justicia esté de su lado, de lo contrario, será complicado que regrese a la presidencia del futbol de España.

A mediados de septiembre, el TAD investigó a Villar y encontró una prueba en su contra  tras alterar el reglamento que vincula elecciones deportivas; donde ponía eventos a su favor, con tal de obtener el triunfo en las siguientes votaciones y continuar al frente de la organización de futbol español.

Tanto el presidente de la Liga Santander, Javier Tebas, como otros dos candidatos, Jorge Pérez y Miguel Galán, presentaron las denuncias ante el consejo, levantando el expediente al Consejo Superior de Deportes, y posteriormente, cayó una demanda para Villar .

En los próximos días, se hará el proceso de votación para elegir al nuevo presidente, sea por elecciones o algún otro método. Finalizan que esperan resolverlo antes de la justa mundialista en Rusia el próximo verano del 2018. Por el momento, Juan Luis Larrea se hará cargo de la presidencia mientras se resuelve el panorama en España.

 

Comentarios